Seguidores de lo oculto

martes, 21 de enero de 2014

Inclemencias...


Podría dedicar más tiempo a otra clase de distracciones. Pero inevitablemente tiendo a escribir.
Hoy es un día de lluvia y todo es "tranquilo" dentro. Afuera el viento no parece muy calmado, eso es cierto, y las gotas caen con cierta violencia...
Mientras dentro de un cuerpo... la calma de afuera hace que se enciendan  sus sentimientos, y todo sea un revoltijo de sensaciones, como nubes del cielo que se agitan y se mueven...
No quería parecer un ridículo... con mis términos específicos y mi forma de expresarme. Quería estar a la altura...
quería ser un poco mas... bello.
Pero mucho de lo que encuentro son criticas... todo una empresa intimidada por el avance de la falta de comprensión.
Creo que si hay algo que debería venir de nacimiento seria el sentido de ponerse en el lugar del otro. Por supuesto que hasta cierto punto.
Pero quien podría culpar estos hechos?...

Se que con una carcasa mas bella mi voz se transformaría en una melodía con cada palabra siendo tonos armoniosos puestos en los puntos claves.
Será que debo encontrar la persona indicada...?
Si hay algo que aprendí en esta vida... es que no importa que estemos haciendo... inconscientemente dejamos una ruta de escape...
o la encontramos desesperadamente de alguna manera.
Sin embargo todo no es malo. Y la vida puede darnos variaciones que lo hacen interesante.
Nos gusta algo... y muchas veces en vez de quererlo... comenzamos a inspeccionar sus partes discordantes.
Es esa manía de arruinar la perfecto... lo destrozamos quitándole todo el valor adquirido... creemos que de esa forma no nos desilusionaremos.
Qué es lo que nos permitimos? y que es lo que aun no permitiéndonos no podemos evitar?

Qué estarás haciendo en estos momentos... en qué pensaras... con quien estarás...?
Dejarás todo el teatro... y te sumirás en el análisis profundo de tus días... ? verás en ellos lo mejor o le tendrás miedo insinuando una dura verdad para finalmente volar a la imaginación? Sentirás el impulso que te invita a seguir?
Abrirás tus ojos y te encontraras ahí mismo con tu cuerpo recostado y la cabeza apoyada en la almohada... tan solo...? te consolaras en recuerdos alegres... o invocaras algunos amargos...?

Es difícil estar con uno mismo... porque estamos tan acostumbrados a filtrar... 

Cómo filtramos es también lo que dicta quienes somos, lo que queremos que la gente piense de nosotros, lo que demostramos... toda una pelea para que las ideas se armen a nuestro favor...
Entre un balance de beneficio propio con la perdida mas minúscula posible de nuestros valores. 

Somos sometidos ante un entendimiento mas adaptado que nosotros mismos.

Se sienten tan bien engañándose que se lo creen...
nuestras vidas son una gran medida de lo que nos engañamos...

Queremos ser aceptados
Pero nos arriesgaríamos a no ser aceptados si encontráramos un valor que equipare la no exclusión social?

En definitiva todos hacen lo que pueden... 
la respuesta esta en la adaptación?

Hasta que punto podemos adaptarnos sin perdernos a nosotros mismos? 

domingo, 12 de enero de 2014

Explicación personal...


No es que quiera ennublar mis escritos, o hacerlos mas complicados de lo que son...
pero intentaba hablar con la propiedad adecuada para explicar los puntos que entran en cuestión.
Veo sin embargo una falta completa de sentido... e ideas dispares intentando conectarse de alguna manera, unas con otras para de alguna vez dar con la solución.
Aunque eso es relevante puesto que a nadie más que a mí le importa. Lo que pasa es que si a alguien enredo es a mí mismo.
No hay razón de esconder con códigos las veces que me siento mal por tal persona o cierta cuestión puntual dentro de los acontecimientos de mi vida.
Aun los problemas me siguen a la noche, cuando quiero dormir y se hierven en cocteles únicos para hacerme un contenedor de sensaciones químicas.
He probado miles de sabores y he sentido algunos que no podría siquiera darles un nombre.

Pero he de captar la idea principal y es en esa carrera que pierdo y no logro alcanzar lo que busco, ni llego a tocar nunca la meta.
Los hechos específicos dan lugar a un espacio reducido de asfixia, naturalmente tiendo a globalizar aspectos. Una vez que los he inspeccionado a fondo intento sacarle lo principal, y si no lo hice lo dejo como tarea pendiente.
Esa hoja aparte de tareas pendientes es un códice extraño incapaz de ser leído... en el cual veo cosas que a simple vista no conozco pero que termina de alguna manera siendo entendida por una función de mi mente, tal vez alejada en alguna dimensión desconocida... lo único que me dicta.. es... tristeza y melancolía.

La maquina de desechos se estropea... y comienza a estar saturada de tantas cosas... escupe lo que esta a medio camino de ser compactado y cae en la superficie limpia.
La señal es mandada al observador primario... algo se esta interponiendo en el libre flujo de energías...
El sistema nervioso también lo percibe... y se sensibiliza con un dolor agudo indicando el punto.

Podría al menos vivir en el recuerdo agradable de alguna persona importante?
Podría ser la razón de su risa un un día negativo?

Antes solía creerme parte de aquellas estrellas altas en el cielo...
pero ahora me siento totalmente ajeno a todas las cosas. 

lunes, 6 de enero de 2014

... podría ser más miserable?


Es ese sentido de saber todo lo que me falta cuando no estás cerca... lo que me hace pensar que es preferible estar muerto.
Es lo que me hará ver a todo esto como la incomodidad que me aqueja?


Externalización...


Es difícil establecer un protocolo de acción ante ciertas eventualidades.
Más aun cuando uno se encuentra desconocido para sí mismo...
Tal vez no sea el hecho de que yo cambie constantemente, como para no afrontarlo de una forma característica y personal. Quizás sea que el daño se mantiene como si fuese una masa amorfa... con movimientos caprichosos, erráticos, incluso ilógicos. 
Sí, es cierto que puedo cambiar, de hecho todos lo hacemos, pero el tema no es que yo cambie, sino que aquello cambie.
Me hace cuestionarme otras cosas, me confunde en el sentido de lo que realmente se modifica.
Esa... es la parte que no sé como tomar... que valor darle, que soluciones brindarle.
Y es así como una supuesta resolución puede convertirse finalmente en un alimento para nutrir al problema.

Esto es algo que parece afectarme directamente... pero debo tomarlo sin darle tantos privilegios. Debería externalizarlo como si fuera un sector ajeno... dentro de mí, pero ajeno.

Tengo la frustración y la impotencia de buscar en mis archivos y de no encontrar situación alguna que se asemeje, para evocarlo y revolverlo en mis acciones... y con alguna experiencia a favor hacerle frente aunque me equivoque.
Es consentido que he perdido y que me veo envuelto en la encrucijada de emprender un viaje sufrido para salir de un marco de pérdida.
Pero ni los lujos, ni la obtención del poder me resultan trofeo de guerra alguna capaz de aliviarme.
Tal vez me llenen un tanto más la gloria, o el renombre frente a una multitud de personas imaginadas... mi batallón de gente para abrigarme en el vacío. 

No tengo bien claro lo que se necesita para avanzar, no sé lo que significa o lo que equivale a dar un paso.
No hay referencias... esto parece un camino perdido y sin rumbo.

Casi 25 años inútiles que no pueden defender a su dueño.

La preocupación lo embriaga, lo engulle, lo atrofia...
Pero sin embargo sabe que debe permanecer más tranquilo...

Se puede vivir del pasado..? ni siquiera había gestionado la pregunta que ya estaba intentándolo, con mecanismos de todo tipo... intuitivos y planificados... inconscientes.
Era como una razón ya sabida de antemano... 
Como si su cuerpo reaccionara indiscriminadamente, llevado por sus propias razones envueltas en secretos que ni siquiera la mente entendía.
Desde cuando se incorporo ese impulso a su ejercito de energías, él no lo sabía. 
Realmente permitirme un relajamiento es perder tiempo?
Creo que he tomado todo esto como si fuese mi final.

Quise reunir fuerzas cuando las hostilidades dejaron de atormentarme por un momento...
realmente mi vida se resume a aunar fuerzas cuando tengo la chance?
Es vivir al extremo en todo tiempo...
Al final no me queda nada que incorporar a lo poco existente.

Sin embargo es evidente que algunas veces... perder fuerzas en un tiempo "adecuado" significa ganarlo en algún otro momento.. o generar que en un segundo la realidad se revierta.

Podría ser la vida tan irónica.. que nos demuestra que estamos haciendo todo mal pero es totalmente lo contrario...? y si en algún momento los resultados aparecen sorprendentemente? que pasa si aprendemos finalmente que esta mal y que debemos desechar la idea...? sera la prueba definitiva de nuestra voluntad la que nos impulse?
Apretamos la idea... pero cuando dejamos de hacerlo... de alguna forma la idea sigue aun allí con nosotros...
Es todo este tiempo concibiéndola, cuidándola, creándola la que hace que nos siga aunque sea libre?

Prueba Libros

Prueba Libros 3

Libros Fantasia